(AP) - Las estaciones de la Guardia Costera de Estados Unidos que vigilan los Grandes Lagos dicen que están viendo un gran aumento en las llamadas de socorro falsas.

La Guardia Costera dice que se han realizado más de 160 llamadas falsas en los Grandes Lagos en lo que va de año. Eso es casi el triple del número que tenían en esta época el año pasado.

El capitán Joseph McGilley, de la unidad de los Grandes Lagos de la Guardia Costera, con sede en Cleveland, dice que las llamadas falsas ponen en riesgo a los navegantes porque pueden desviar a los socorristas de búsqueda y rescate durante emergencias reales.

Las personas que realicen llamadas de socorro falsas que ingresen por teléfono y radio marina pueden enfrentar hasta seis años de prisión y multas de 250,000 dólares.