Por Shereen Siewert

Los municipios locales en el área de Wausau hasta ahora no están cerrando negocios ni emitiendo sus propias órdenes de quedarse en casa, aunque algunos continúan limitando el acceso a las instalaciones municipales y áreas de juego.

En Weston, todos los patios de recreo del parque, los senderos para hacer ejercicio, los baños y el parque de patinaje permanecen cerrados. El centro municipal, 5500 Schofield Ave., también está cerrado por ahora.

Todos los demás espacios del parque Weston, incluidos el disc golf park y el parque para perros Weston, están abiertos.

La alcaldesa de Wausau, Katie Rosenberg, dijo que el Ayuntamiento también permanecerá cerrado al público, pero que no se han implementado restricciones adicionales en la ciudad.

El condado de Marathon también emitió recomendaciones, pero no llegó a ningún cierre, que algunos condados y municipios han decidido implementar.

En la orden del condado de Marathon, el oficial de salud recomienda practicar el distanciamiento social, usar máscaras cuando el distanciamiento social no es práctico, quedarse en casa cuando está enfermo y practicar procedimientos sanitarios ya recomendados por los CDC.

El condado de Marathon insta a las empresas que han optado por abrir a que sigan las pautas de la Corporación de Desarrollo Económico de Wisconsin, los CDC y el Departamento de Servicios de Salud del Estado. También deben consultar con la Cámara de Comercio local y el Departamento de Salud del Condado de Marathon para obtener orientación según sea necesario.

Los funcionarios del condado no han prohibido las reuniones masivas, pero recomiendan evitarlas si no es posible el distanciamiento social.

Las empresas, organizaciones sin fines de lucro y otras entidades deben reducir la capacidad y modificar sus espacios para que se pueda practicar el distanciamiento físico.

Algunos municipios, incluidos el condado de Dane y Appleton, por ejemplo, han promulgado sus propias órdenes de quedarse en casa después de la decisión de la Corte Suprema que permitió la apertura inmediata de negocios que antes se consideraban no esenciales según la orden del gobernador.